skin
skin
LogoVEINTITANTOS

Revista Veintitantos

We Heart It
Ruidos extraños que no deben avergonzarte durante el sexo

Ruidos extraños que no deben avergonzarte durante el sexo

¡No te apenes! 

03/10/2016 | Autor: Ale Vidal
Comparte en:

 

Si queremos que una relación en la cama no pierda la chispa y siga ardiendo la pasión en ella, es mejor aceptar aquellas cosas que en vez de tomarlas de manera vergonzosa, lo hagamos con humor para no vivir acomplejadas con ellas...

¡A todas nos pasa! Y estos son los ruidos extraños que seguro haz escuchado, incluso hecho:

  • Gases vaginales.

Son de lo más normales y son provocados por el aire que se mete en tu zona intima al momento de la penetración. En caso de que tu galán empiece a hacer bromas con ello, saca tu lado divertido y complementa con algún otro comentario ocurrente.

 

 

Ellos confiesan: sus peores osos en la cama

 

  • Gases intestinales.

Internos y externos, a todos nos llegan. El vergonzoso problema es cuando nos llegan a la hora de echar pasión. Ya sea que tu o tu galán fueron víctimas de ese gas -que esperamos haya sigo cero oloroso para no sufrir al momento de levantar las cobijas-, tómenlo como algo normal, y no se vayan a frekear, pues el esfuerzo hizo de las suyas y es algo natural.

 

 

  • Gemidos extraños.

Todos gritamos y nos excitamos de maneras muy diferentes, así que si tus gemidos no te parecen de lo más sexy -como los que escuchas en las películas-, recuerda que eso es solo actuación y más vale que gimas en tu 'extraña' manera a que intentes copiar otros gemidos y te veas falsa.  

 

¡Anécdotas chistosas que desearías jamás te pase en la cama!

 

 

¿Con cuál de ellos te has proyectado?

 

Pasión y Sexo, Placer, Preliminares

Notas relacionadas