LogoVEINTITANTOS

Revista Veintitantos

5 tips para cuidar tus curvas por la noche

Te pasamos unos cuantos consejos para que tu dieta no se rompa antes de dormir.

21/06/2013 | Autor:
Comparte en:

sub El abusar de las comida por las noches, justo antes de irte a dormir, no te ayudará de mucho si lo que buscas es perder peso o dormir mejor. sub

Si ingieres grandes porciones de comida tu organismo no tendrá mucha oportunidad de quemar las calorías y la digestión será complicada, lo cual seguramente terminará en un incremento de peso e impedirá que tengas un buen descanso para realiza tus labores del próximo día; convirtiéndose en un ciclo poco saludable pues la demanda de energía de tu cuerpo será mayor por no haber dormido bien.

Por ello, a continuación te presentamos cinco tips que te ayudarán a evitar caer en esa mal hábito de caer en tentaciones hipercalóricas antes de irte a la cama:

Checa esto:

Acostumbra a tu cuerpo a comer más durante el transcurso del día. Es decir, además de tus tres comidas fuertes, realiza pequeñas colaciones fruta, nueces, verduras, palomitas de maíz, etc. para que tu estómago se acostumbre a la sensación de saciedad y no llegue vacío con muchas ganas de comida después de varias horas de haber realizado la comida.

Las compras son básicas. Si tienes en tu refrigerador y alacena productos poco saludables y de difícil digestión, lo más seguro es que cojas alguno de ellos y seas seducido por esos alimentos que te dan una sensación de "placer" pero que aportan muchas calorías. Así que todo comenzará desde la elección de estos en el supermercado.

Los antojos cómetelos en el día. El estar a dieta o llevar un régimen alimenticio más sano no exime que en alguna ocasión se te antoje comerte algo que se salga de lo establecido, pero es mejor que lo ingieras en el día y no antes de irte a la cama.

Alimentos líquidos suelen ser una buena opción. Un caldo de verduras caliente, una infusión o un té, así como un vaso de leche de soya, o simplemente un poco de agua, son suficientes para sentirte satisfecho e irte a dormir sin el estómago vacío.

Ejercicio nocturno. Si realizas ejercicio por las noches, seguramente cenas al regreso. Será mejor que tengas siempre a la mano alguna fruta o verdura y algunos granos integrales que te aporten mejores nutrientes y no estropeen tu pérdida de calorías del ejercicio. Si puedes dejarte preparado algo será mejor, así evitará que comas alimentos preparados como pizzas, hamburguesas, etc.

Con información de Terra
AGL

Vivan las curvas