skin
skin
LogoVEINTITANTOS

Revista Veintitantos

iStock

Cosas que un ginecólogo no debe hacerte

Puntos a tomar en cuenta

10/11/2015 | Autor: Redacción
Comparte en:

Existe una serie de cosas que un ginecólogo no puede ni debe hacerte por ningún motivo.

Para que tengas la certeza de que tu médico es todo un profesional, toma en cuenta las siguientes cosas que están prohibidas para él o ella:

1. Explorarte sin la presencia de una enfermera

Aunque sea tu ginecólogo de cabecera, checa que nunca realice una exploración sin la presencia de la enfermera (o de alguien de tu confianza). Tal vez pueda ser un poco incómodo para ti que, además de el doctor, otra extraña mire lo que pasa. Sin embargo, esto asegurará que no haya ningún comportamiento erróneo o algún mal entendido.

 

 

2. Evitar que alguien entre contigo

Uno de tus derechos como paciente es que puedes acudir acompañada de una persona de tu total confianza, ya sea tu madre, tu mejor amiga o tu novio. El ginecólogo nunca debe negarse a que algún conocido o amigo esté contigo.

 

 

3. Pedir que te desnudes

Como dijimos arriba, a veces no es necesario que te desvistas totalmente; si va a revisar tu vagina puedes quedarte con la blusa puesta y si luego acuerdan que también revisará tus senos, él sólo debe indicarte que te quites la ropa que aún llevas puesta, pero no debe tratar de "ayudarte" a hacerlo, desabrochando los botones o bajando los tirantes de tu sostén, por ejemplo.

 

 

4. Explorarte sin guantes

Bajo ninguna circunstancia el médico debe realizar un análisis de tu vagina sin los respectivos guantes desechables. Si intenta hacerlo, es mejor que des por terminada la consulta. Los guantes son para tu cuidado y para los de él mismo.

 

 

Si tienes estas señales es URGENTE que vayas al gine

 

5. Tocarte de manera inapropiada o masturbarte

La verdad es que a veces puede ser difícil distinguir hasta dónde la conducta del médico está dentro de lo "normal" y cuándo comienza a rebasar la barrera de la ética. Esto puede no ser fácil de notar, pero tú sentirás la forma como te toca cuando te ausculta y si es con morbo o no. Además recuerda que si la enfermera o alguien está presente, eso no podrá suceder.

 

 

6. Que le lleven comida durante la consulta

Aunque no haya desayunado o comido, el ginecólogo debe medir sus tiempos para hacer cada cosa en su momento y no pedirle a su enfermera que le lleve su torta o su café mientras te atiende. Esto es poco profesional.

 

 

 

 

7. Enojarse

Debe mostrar la capacidad de escucharte y atenderte. Y si decides pedir una segunda opinión, debe aceptarlo y no molestarse; si es buen médico y amable, hasta él mismo puede recomendarte a alguien.

 

 

8. Bata siempre

Si bien no pasa nada si no la lleva, le da más presencia profesional y demuestra que es alguien que se preocupa por su apariencia y no un doctor descuidado.

 

 

Toma en cuenta estos puntos para tu próxima visita. 

Pasión y Sexo, Sexualidad

Notas relacionadas