LogoVEINTITANTOS

Revista Veintitantos

El reto de sentirse cómoda cuando tenemos alguna diferencia física

La ropa interior especial o prendas holgadas funcionan perfecto para quienes perdieron los senos u otra extremidad.

03/06/2013 | Autor:
Comparte en:

sub Tener un cuerpo que sufrió alguna modificación por problemas de salud no es pretexto para no disfrutar de su naturaleza. Lo más importante es buscar las formas y texturas que harán sentir más cómoda a la paciente, sin necesidad de negar que la figura posee características especiales que otras no. sub

Si bien las personas requieren de atención psicológica para aceptar su cuerpo tal como quedó, acudir con un experto es un buen paso, ya que esta persona buscará la mejor forma de confeccionar la ropa para hacer sentir mejor a la clienta en cuestión.

El diseñador Héctor Terrones menciona que el atuendo de las mujeres que han pasado por un proceso de mastectomía de uno o ambos senos, no se limita a blusas de cuellos altos o prendas demasiado holgadas: "No todas desean volver a un quirófano para ponerse implantes, así que es posible que sientan a gusto con un brassiere más grande con algún tipo de relleno discreto”, comenta.

El experto con más de 25 años en la industria de la moda aclara que no se trata de ignorar que la persona no tiene senos, sino simplemente que ocupará otro tipo de prendas.

Opciones
La lencería post-mastectomía está diseñada para sostener una prótesis mamaria y evitar que se mueva, deforme o, incluso, se salga por el escote de una blusa o vestido.

Las chalinas ayudan a disimular alguna diferencia en los brazos, sin necesidad de usar guantes largos.

Erguirse es uno de los consejos que da Héctor Terrones para no ocultar las diferencias del cuerpo. Incluso para personas que están en silla de ruedas.

Las mujeres que sólo tienen un seno y quieren recurrir a un escote, pueden usar uno asimétrico. Es decir con que sostenga la prenda con un tirante.

Accesorios
Mascadas: Son útiles para disimular alguna cicatriz en el cuello o el pecho y ello evita usar una blusa de cuello alto.
Collares: Las largos con un dije grande ayudan a que el cuello luzca más lindo y el foco de la imagen no sean los senos.
Telas: Las transparentes también son un buen recurso para quienes no desean un escote pronunciado, pero tampoco cubrir por completo parte del pecho, la espalda o los brazos.
Cabello: Recurre a un corte ad hoc a la forma de tu rostro para que no sea un elemento que cubra parte de tu cara u otra parte del cuerpo que no te guste.

Con información de Publimetro.
AGL

Vivan las curvas