LogoVEINTITANTOS

Revista Veintitantos

5 formas de no perder la motivación con la dieta

No caigas en las tentaciones

20/04/2015 | Autor:
Comparte en:

No hay mejor motivación para seguir con la dieta y el ejercicio, que cuando empiezas a notar cómo tu ropa te va quedando mejor. Pero después de un tiempo, es común que los cambios se estaquen y con ello tu motivación decaiga. ¿Qué hacer cuando esto pase? Buscar nuevas maneras de seguir con el ánimo hasta arriba:

Por Ana Shimasaki

Toma nota

Selecciona música que te prenda. Esta es clave para estar motivada a la hora del ejercicio. Pon en tu iPod música movida; evita las canciones románticas y melancólicas. Escucha sólo aquellas que te eleven el ánimo, que tienen ritmos para bailar, y que inmediatamente te ponen de buenas.

Los artistas pueden ser otro motivador. Ver a famosos que han cambiado su cuerpo gracias al ejercicio es una buena forma de motivarte a seguir con tu rutina, porque al fin y al cabo son ejemplos a seguir. Un póster de JLo puede motivarte a hacer ejercicio.

Encuentra una persona que sea tu compañero de ejercicios. Esto realmente te ayuda en tus rutinas, porque te motivará a salirte de la cama el día que quieras flojear, y te hará menos pesados los ejercicios.

Corta la rutina de la misma comida. Que comas alimentos sanos no tiene por qué ser aburrido. Hazlos lucir más apetitosos; por ejemplo, en vez de comerte el yogurt en el mismo contenedor, ponle nueva fruta, o prueba nuevos tipos de ensalada.

Ponte ropa para hacer ejercicio. Y no te la quites hasta que hayas sudado. En el segundo en que te levantes ponte tu sudadera y tenis para que te veas obligada a hacerlo, ya que como estás vestida para eso, te sentirás mal sino lo practicas.

Vivan las curvas