LogoVEINTITANTOS

Revista Veintitantos

Ser mamá a los veintitantos

Ser mamá a los veintitantos

Una bendición

10/05/2016 | Autor: @revista20s
Comparte en:
Hoy es tu día y para celebrarte, te traemos una lista de esas cosas que ahora que eres mamá haces con muchísimas más ganas que antes y que contrario a lo que muchos piensen o lo que solían hacer las generaciones pasadas, tú estás cambiando.
 
1.- Estudios. Es cosa del pasado pensar que una madre joven no concluirá sus estudios o no seguirá preparándose, al contrario, en la actualidad muchas profesionistas con posgrados nos han demostrado que sus pequeños no sólo son un gran regalo, sino que se convierten en una gran motivación para prepararse y ser las mejores en su ramo.
 
2.- Salir de fiesta. Nadie dice que no cuides a tu peque o a tus peques, que te la pases de reventón o que seas desobligada y es aquí donde muchas personas no comprenden lo que es ser mamá joven. Se trata de seguir con tu vida como una chica de veintitantos pero con toda esa responsabilidad que implica ser madre, es decir ¡cálmense todos! Esta mujer cumple con el doble de trabajo que cumplimos todas y aun así tiene la fuerza para salir de fiesta y verse increíble. Disfrútalo, lo mereces. 
 
3.- Trabajar. ¿La pila no se te acaba? Hacer malabares para las madres de las últimas generaciones, se ha convertido en una costumbre, trabajar, estudiar, salir con los peques ¡todo! Sabemos que es difícil dejarlos mientras trabajas pero también sabemos que te recarga de energía sólo pensar en regresar a casa y pasar tiempo a su lado.
 
4.- Viajar. Con tus hijos o sin ellos viajar no debe volverse un imposible, explorar el mundo como solías hacerlo antes de ser mamá debe seguir siendo una prioridad en tu vida, así podrás mostrarles un panorama muchísimo más amplio del mundo. 
 
5.- Amor de pareja. Muchas madres jóvenes también son solteras y entendemos de sobra que una vez que tienes un pequeñito o pequeñita en tu casa se hace difícil prestarle atención a una pareja, o más aun, tener tiempo para esa persona pero nada es imposible. Las mamás que se han atrevido a salir adelante y darse el tiempo de cultivar el romance en sus vidas merecen todo el empuje del mundo. No por tener una relación quiere decir que descuiden a sus hijos, al contrario, el candidato en cuestión ahora deberá cubrir muchos más requisitos de los que debería cumplir si estuviéramos hablando de una mujer sin hijos.
 
Festeja a tu mami, celebra tu maternidad y recuerda que mucho más allá de ser madre o de ser joven eres una mujer con aspiraciones, sueños, metas, anhelos, proyectos y ambiciones que no debes abandonar por nada del mundo. 
 
¡Feliz día de las madres! 
 
ET
Quiérete, Tu vida, Otros

Notas relacionadas