LogoVEINTITANTOS

Revista Veintitantos

10 formas para ser más feliz todos los días

Sonríele a la vida.

24/11/2012 | Autor:
Comparte en:

sub Disfruta de tu hogar, de lo que haces, de las personas que te rodean y de la vida en general. sub

10 consejos
Haz tu cama todos los días: un pequeño esfuerzo de 3 minutos al levantarte te puede poner de buen humor, te dan ganas de estar en tu casa y comienzas el día sintiendo que has completado algo, lo que te da una actitud positiva.

Ten cada cuarto ordenado: no se puede lograr nada si no puedes encontrar lo que necesitas. El desorden causa estrés. No se necesitan horas de aseo, solo regresa todo a su lugar en cuanto termines de usarlo. De esta forma cuando vuelvas a casa no parecerá que llegas a un campo de batalla.

Llena tu casa de gratos recuerdos: adórnala con fotos y pequeños objetos que te traigan sentimientos agradables. Notarás que te sientes más alegre.

Vete a dormir con un pensamiento positivo: ten un cuaderno junto a tu cama en el que escribas cuál fue el mejor momento de tu día. Verás que dormirás mejor y despertarás con más ganas.

Quéjate menos: hay cosas que se tienen que hacer aunque no sean nuestras favoritas, como lavar el baño o planchar tu ropa, pero no ganas nada haciéndolo de malas, al contrario. Mejor vele el lado positivo, pon tu música preferida y ¡manos a la obra!

Despiértate con una meta: es mucho más fácil comenzar el día con algo que alcanzar. Pero procura que este "algo" no sea uno de tus pendientes, sino algo más espiritual como ser agradecida, disfrutar de los momentos pequeños, etc.

Haz algo por las personas con las que convives sin esperar nada a cambio: cuando haces algo positivo por alguien te sientes bien contigo misma. No se los digas pues eso es esperar reconocimiento, sólo disfruta de haberlo hecho.

Habla con tu familia y amigos por lo menos una vez en el día: no hay excusas de que estás ocupada, siempre hay tiempo de una llamada rápida; en el carro, mientras haces la comida, mientras esperas en la fila del súper, etc. El contacto con las personas que queremos nos hace sentir bien, además de que conservas tus relaciones.

Gasta en cosas que favorezcan a la convivencia en tu casa: invierte en atraer compañía, por ejemplo puedes comprar unas sombrillas para hacer una reunión en tu jardín o una nueva cafetera para invitar a tu familia a ver películas. La idea de convivir con tus seres queridos en tu casa traerá una sonrisa a tu rostro.

Ten un momento espiritual: no importa cuál sea tu creencia, dedícale unos momentos cada día para están en contacto con tu lado espiritual.

Síguenos enFacebookyTwitter.
¿Ya conoces nuestroFan Page de Vivan las Curvas?
CP

Quiérete, Tu vida, Otros