LogoVEINTITANTOS

Revista Veintitantos

iStock
Cómo ayudar a una amiga con depresión posparto

Cómo ayudar a una amiga con depresión posparto

Ayúdale a convertir su tristeza en alegría en uno de los momentos más cruciales de su vida.

08/07/2017 | Autor: Mairem del Río
Comparte en:

 

La depresión posparto es más común de lo que imaginamos, hay quienes la experimentan en carne propia mientras otras personas la viven a través de amigas o hermanas que se acaban de convertir en mamás, pero ¿cómo ayudar a que mejore?

Se dice que alrededor del 20% de las mujeres sufren este mal en mayor o menor medida tras dar a luz, pero muchas nunca buscan ayuda ni son capaces de reconocer y admitir que la padecen.

Mientras celebridades como Chrissy Teigen, Hayden Panettiere, Drew Barrymore y Adele han confesado que experimentaron depresión posparto, a muchas chicas les da pena aceptar que se sienten tristes y desoladas en un momento en el que deberían estar felices.

 

 

 

WOW Drew Barrymore se maquilla en el metro ¡como cualquiera de nosotras!

 

Este trastorno no solo afecta a la mamá, también puede ser muy difícil para sus amigos y familia, quienes quieren ayudarla pero no saben cómo. Por eso aquí te damos unas ideas para convertirte en el mejor apoyo para ella.

1. Escucha sin juzgar

Si tu amiga, hermana o prima tuvo la confianza de abrirse contigo, no arruines la conversación con comentarios desdeñosos como "seguro son las hormonas” o “¿cómo puedes estar triste cuando tienes un bebé perfecto?". Ella te está pidiendo ayuda, tu trabajo es validar sus sentimientos y decirle que estás ahí para apoyarla.

 

También ¿Cómo ayudar a mi pareja si sufre depresión?

 

2. Anímala a buscar ayuda

La depresión posparto es una condición médica real, no algo que ella pueda sacudirse. Debido a que no puedes saber en realidad qué tanto te está compartiendo y qué está ocultando, mejor insístele en que contacte a un profesional que estará mejor preparado para hacer un diagnóstico preciso y proporcionarle la ayuda que necesita.

 

3. No minimices sus sentimientos

Aunque tú también seas mamá y los primeros días con tu bebé hayan sido los mejores de tu vida, eso no significa que puedes ayudarla a tener la misma experiencia. Decirle que sólo necesita "cambiar su perspectiva" o "enfocarse en lo bueno” no es útil. No le des un diagnóstico amateur o insistas en que los aceites esenciales, la religión o una buena siesta la curarán.

 

 

 

 

4. Reconoce sus esfuerzos

La depresión puede quitarte la autoestima y el valor, así que recuérdale que es una gran mamá, a pesar de sus problemas. Dile lo fuerte y valiente que es por su apertura y honestidad. Y dile una y otra vez que el mejor cuidado que puede darle a su bebé es cuidar de sí misma.

 

5. Ayúdala a tener tiempo para sí misma

Ofrécete para prepararle comida, hacer las tareas de la casa o cuidar a sus hijos mientras ella va a cortarse el cabello o sólo dar un paseo.

 

¿Ya sabías esto? Distimia, la depresión de las mujeres millennials

 

6. Planea una salida

El aislamiento puede ser un efecto secundario común de la depresión posparto, así que trata de sacar a tu amiga de la casa para tomar un café, una copa de vino, una cena o incluso pasear por el vecindario sin su bebé.

 

7. Ponla en contacto con alguien que haya pasado por lo mismo

Si tú misma has experimentado depresión posparto, compártele tu experiencia, sin duda hará que se sienta menos sola. Si alguna conocida la padeció, preséntasela o ponlas en contacto por cualquier medio. Es una gran manera de ayudarla a encontrar un sistema de apoyo sólido.

 

 

 

 

8. No la abandones

Recuperarse de la depresión posparto es un viaje diferente para cada mujer, pero no suele ser rápido. Puede tomar meses, incluso con medicamentos, para que tu ser querido vuelva a la normalidad. Acompáñala a través de todo el proceso, ella lo apreciará como no tienes idea.

 

MIRA 5 señales de que tienes depresión

 

Ten en cuenta que la depresión es algo que solo se puede manejar de forma interna, aunque puedes ayudar mucho siguiendo estos consejos, no está en tus manos curarla, pero sí puedes facilitarle el camino para que lo haga.

 

Mira también

Así recuperó su figura Hilaria Baldwin después de 3 hijos

 

 

 

Quiérete

Notas relacionadas