skin
skin
LogoVEINTITANTOS

Revista Veintitantos

Shutterstock
Mujeres gorditas mejores en la cama

8 razones que hacen a las curvy lo máximo en la cama

¡Tus curvas son más sexys de lo que imaginas!

07/04/2020 | Autor: Mairem del Río
Comparte en:

A pesar de los avances del movimiento Body Positive, muchas chicas curvy aún se sienten inseguras en la intimidad. Varios estudios han demostrado que a los hombres les atraen mucho las mujeres con curvasy hay por lo menos 8 razones para que nunca vuelvas a dudar de ti misma en la cama.

La atracción por las mujeres curvy es tal, que gozamos de nuestra propia categoría en el cine para adultos: bbw.

Después de leer esto te sentirás más segura que nunca en la intimidad. Checa:

1. Lucimos súper bien en lencería

No tengas miedo de usar tangas, sostenes de encaje, ligueros, medias de red, ‘baby doll’ o disfraces. Si alguien puede hacerle justicia a esas excitantes prendas, eres tú, ¡tienes todo para rellenarlas y presumirlas!

2. Más piel = más diversión

¡Tenemos más centímetros de piel para tocar, besar, lamer y hasta morder! Tu pareja no se dará abasto para disfrutar como se debe tus voluptuosos senos, nalgas y caderas. Además, tu anatomía por sí misma es capaz de excitar a muchos chicos solo con verte.

 

 
 
 
 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por SAVAGE X FENTY BY RIHANNA (@savagexfenty) el

 

 

3. Somos fanáticas del sexo

Un estudio realizando por la Universidad de Hawaii en 2008 reveló que las mujeres plus size tienen mayor interés en el sexo que las mujeres delgadas debido a que su libido es más alto.

Por si fuera poco, nuestra vida sexual es más activa, pues la misma investigación encontró que cerca del 90% de las mujeres que se consideraba con un par de kilos de más, tenía más sexo que el 80% que se consideraba con un peso “normal”.

4. Nuestra técnica es impecable y somos más creativas

Ya que estamos muy conscientes de que nuestra anatomía nos dificulta hacer algunas posiciones, ponemos mucho empeño en lograr otras más interesantes e intrépidas.

Además, nos enfocamos en perfeccionar nuestras técnicas de sexo oral y hand job. También nos encanta hacer trucos que no dependen de nuestra talla para estimular su miembro, como el beso de Singapur.

5. Somos “todo terreno”

Quizá no tengamos tanta flexibilidad o fuerza como una chica fit, pero nuestros cuerpos son más resistentes para probar algunas posiciones arriesgadas que impliquen soportar el peso del compañero o agarres fuertes. Es decir, no nos rompemos a la primera.

6. Ellos aman los traseros grandes

Científicos de la Universidad de Austin, estudiaron las preferencias de 300 hombres en cuanto a la silueta femenina y resulta que una chica con una espalda baja curveada en un ángulo de 45 grados es mucho más atractiva para ellos. Esto quiere decir que los traseros grandes los vuelven locos, ¡aprovéchalo!

 

 

 

7. Tenemos menos prejuicios

De acuerdo a algunos psicólogos, las mujeres con curvas tienen mayor capacidad para aceptar a sus parejas tal y como son, sin importar su peso o “defectos” físicos. Así, ellos se sienten en confianza para desnudarse, ser ellos mismos y probar cosas nuevas.

8. Sabemos enfrentar situaciones embarazosas

¡Toda la vida hemos tenido que sortear momentos vergonzosos! Por eso, si ocurre algún contratiempo en la cama y las cosas no salen como esperábamos, estamos listas para enfrentarlo con toda la gracia posible.

Mira también: 10 problemas que las curvy ya no deberíamos tener en pleno 2020

El placer sexual es para todas, ¡sácale provecho a tus curvas!

 

 

Pasión y Sexo, Sexperta

Notas relacionadas