LogoVEINTITANTOS

Revista Veintitantos

Señales de que él no es el indicado

Tal vez él no sea el príncipe azul que estabas esperando.

05/12/2013 | Autor:
Comparte en:

Puede que en este momento él sea tu hombre ideal, pero tal vez sea hora de verlo de manera más objetiva y descubrir si en realidad te conviene.

Por Beatriz Castillo

A todas nos gusta idealizar a nuestra pareja. No le vemos un solo defecto y nos obligamos a creer que somos totalmente compatibles, pero no siempre es así. Lo peor de todo es que, cuando nos damos cuenta, ya es demasiado tarde y las cosas terminan en pleitos y discusiones.

¿Sabes cuál es una de las habilidades más valiosas en el amor? Reconocer cuando algo está mal y tener la fortaleza de seguir tu camino. Siendo totalmente realistas, el amor no es lo único que una pareja necesita para asegurar que funcionará y que durará por siempre.

Hay veces en las que, por más que lo ames, lo mejor es terminar las cosas. Dos personas pueden amarse a más no poder, pero tal vez no estén destinadas a estar juntos.

Si estás buscando tener una buena relación duradera, tienes que aprender a reconocer las señales de que es momento de buscar por otro lado.

Señales
No confías en él. Sin confianza, una relación no tiene sentido. En una buena relación debes sentirte cómoda, segura y tranquila. No deberías tener que vivir a la expectativa de problemas. Si no crees lo que te dice o siempre te preguntas los motivos de sus actos, tienes mucho que pensar. No puedes pasar toda tu vida preocupada. ¡Qué horror! Lo peor es que los problemas de confianza se mantienen por bastante tiempo a menudo, para siempre a pesar de que hayan platicado y "solucionado" el pleito inicial. Si no logras confiar en él, tienes que hacerle caso a tus instintos. Tal vez tú misma estás intentando protegerte del peligro, así que escucha tu voz interior.

No tienen una conexión. A veces nos dejamos llevar por el lado carnal de una relación. Obviamente el sexo y la pasión son elementos muy importantes de tu vida de pareja, pero para que tu relación dure por siempre, necesitas de mucho más. Tienen que estar conectados íntimamente. Tienes que conocerlo, saber quién es y qué quiere de la vida, conocer sus sueños, miedos y más allá. No pueden existir barreras entre ustedes. Este es uno de los errores que es más sencillo solucionar y sólo necesitas esforzarte un poco por lograr esa conexión. Si él no está interesado en hacerlo, tal vez sea momento de decirle adiós.

Saca lo peor de ti. Una relación debe hacerte querer convertirte en la mejor persona que puedas ser. No por él, sino porque eres tan feliz, que quieres volverte una mejor versión de ti misma. Desafortunadamente, hay muchas relaciones en las que la otra persona saca nuestro peor lado. Es muy difícil reconocerlo, pero pasa muy seguido. ¿Te gusta la persona que eres cuando estás con él? ¿Imaginas positivamente a la persona que serás después de estar juntos un rato? Esto no significa que él sea malo; simplemente es malo para ti. Reconocer esto podría ahorrarte muchos dolores de cabeza.

No siguen el mismo camino. Si quieres compartir tu vida con él, sus valores y metas deben estar alineados y permanecer así con el paso del tiempo. Aquí es donde entra en juego la compatibilidad. Tal vez tu chico y tú sean súper diferentes, pero si logran alinear sus intereses, metas y sueños, podrán caminar juntos durante toda la vida. A veces no nos damos cuenta de que hemos dejado de caminar con él, pero tienes que recordar que por más que físicamente estés a su lado, siempre existe la posibilidad de que sus mentes estén viajando en direcciones opuestas.

No hay respeto. No siempre tomamos en cuenta el respeto como un ingrediente para una buena relación, pero es algo esencial. Si quieres tener una buena relación que resista la prueba del tiempo, debes respetarlo y él a ti. Tiene que respetarte como persona, respetar tus creencias, aspiraciones y sueños, pero sobre todo, tus límites. Tienen que estar seguros de conocer los límites de la otra persona y estar de acuerdo con ellos en todos los aspectos. Si logran hacerlo, su relación podría convertirse en algo que dure toda la vida.

¿Te has enamorado de alguien que no es para ti?

Amor, Otros