LogoVEINTITANTOS

Revista Veintitantos

¡Deja de atraer patanes!

¿Quieres encontrar un hombre que en realidad valga la pena? ¡Sigue estos tips!

27/12/2013 | Autor:
Comparte en:

¿Sabes qué es lo más preocupante de haber salido con patanes? Dice muchísimo de nuestra autoestima y de lo que creemos merecer.

Por Beatriz Castillo

Nuestra vida romántica tiene mucho que ver con nuestra vida personal y, sobre todo, con la imagen que tenemos de nosotras mismas. Todas tenemos alguna amiga que lleva años saliendo con un patán y simplemente no es capaz de salir de ahí. ¡Incluso puede haberte pasado a ti!

Y lo peor del caso es que seguir en una relación que sabes que te está haciendo daño, habla mucho de ti y de la imagen que tienes de tu persona. No nos damos cuenta, pero salir con patanes dice mucho de nuestra autoimagen. Piénsalo de esta manera: Si nos quisiéramos un poco más, no tendríamos que perder nuestro valioso tiempo con alguien que no lo merece.

Y esto no significa que tengas baja autoestima o que disfrutes salir con patanes. ¡Nadie disfruta salir con patanes! Lo importante es simplemente cambiar un poco la perspectiva que tenemos de nosotras mismas para aprender a valorarnos un poco más. Si te valoras más, no vas a permitir que cualquier patán te trate mal.

¡Al contrario! Vas a reconocer instantáneamente a aquellos chicos que solamente te harán perder tu valioso tiempo y decidirás obsequiárselo a alguien más; alguien que lo merezca.

Lo que debes hacer
Trátate como quieres que te traten. Esto es básico y siempre lo olvidamos. ¿Quieres que él te lleve a ciertos lugares y que te consienta de ciertas maneras? ¡Haz lo mismo por ti! No tienes que esperar a que llegue un hombre a tu vida para disfrutar de las cosas que más te gustan. Si buscas aquello que te brinda felicidad y lo haces por cuenta propia, estarás subiendo los estándares de tu autoimagen. Sabrás lo que necesitas y no te vas a conformar con alguien que no te brinde todo eso que sabes que mereces.

Centrada. Una mujer centrada atrae hombres que valen la pena. Es sencillo; si todo en tu vida está en orden, el amor también lo estará. Ya sabemos que si quieres estar bien con alguien, primero tienes que estar bien contigo misma, así que enfócate en tu propio bienestar. Invierte en tu propio crecimiento y continúa tu desarrollo como persona. Conviértete en la mujer que siempre has querido ser y que sabes que puedes llegar a ser sin necesidad de esperar a que llegue un hombre a tu vida. Hazlo por ti; no por él.

Crece. Todas estamos en constante evolución de alguna manera u otra. El problema es que a menudo dejamos atrás ciertas características y nos enfocamos en otras. ¿Sabes a dónde quieres llegar? ¡Seguro tienes al menos una idea básica! Haz lo necesario para alcanzar esas metas. Preocúpate por tu propio crecimiento y verás como tu mundo comienza a evolucionar. Los patanes se sentirán amenazados por tu fuerte personalidad y comenzarás a ver que tus círculos sociales comienzan a rodearse de hombres centrados, maduros y que valen la pena.

Relaciones personales. Analiza tus relaciones personales y piensa si hay algún problema con alguno de ellos. Probablemente tienes alguna amiga que simplemente no te cae tan bien, pero aún así siguen siendo bastante cercanas. ¿Para qué? ¿Con qué propósito? ¿Te deja algo bueno esa relación? Lo más probable es que no sea así, por lo que te estás acostumbrando a ciertos estándares de relaciones interpersonales y obviamente esto se transporta a tu vida amorosa.

Lo mereces. ¿Crees merecer lo mejor en la vida? ¡Obvio debería ser así! No esperes que al llegar a cierto punto en tu vida, el mundo comience a tratarte de manera distinta. Tienes que obligarte a creer que merecer todo lo mejor y no conformarte con nada más. La energía positiva atrae gente positiva, así que tu magnética actitud y determinación comenzará a atraer a los hombres adecuados.

¿Eres un imán de patanes?

Amor, Otros