amo-mi-mascota-dile-que-no-los-perritos-saltarines

VEINTITANTOSLogoVEINTITANTOS

Revista Veintitantos

Amo a mi mascota: ¡Dile que no a los perritos saltarines!

Controla este mal hábito

05/02/2015 | Autor:
Comparte en:

Un perrito saltarín puede ser simpatiquísimo; nos da mucha ternura cuando quieren que los carguemos, saltan a nuestra cama a despertarnos y brincan al aire con tal de cachar la pelota. Lo malo es que por más curioso que se nos hagan las grandes maniobras de nuestro peludo, esta actividad es completamente agresiva para sus articulaciones.

Por Mascota Protegida

Las consecuencias de saltar tanto pueden ser graves; incluyen degeneración progresiva artritis, lesiones de columna y ruptura de ligamentos, ya que biológicamente los perros no son animales saltones como un conejo o un canguro.

Pero no te alarmes, hay precauciones que puedes tener para salvar las articulaciones de tu pequeño. Lo primero es disminuir los saltos. Si tienes un perro pequeño y dejas que se suba al sillón o a tu cama, ponle unas escaleritas o banquito de madera para que pueda subir con facilidad sin tener que brincar.

En vez de aventarle un frisbee o la pelota cuando sales a jugar con ellos, rueda cualquiera de sus juguetes; de todas formas irán tras de ellos sin dar un salto por el aire para tratar de cacharlo.

A partir de los 6 o 7 años de edad puedes incluir en su dieta glucosamina y condroitina para ayudar a promover la cubierta y lubricación de sus articulaciones.

Recuerda
Asegurarte de llevarlo al veterinario por lo menos una vez al año a su consulta general para que el veterinario determine si todo está en orden.

Hacer un gran esfuerzo por cuidar el peso de tu perrito. La obesidad en cualquier animal lleva a problemas graves como rápido desgaste de sus articulaciones o problemas de la presión.

Recuerda: Todos los perros, tarde o temprano, tendrán problemas articulares debido al desgaste natural del día a día pero no por eso debes descuidar su salud y menos a una edad temprana. Tu eres responsable por los cuidados que disminuirán lesiones y lo mantendrán querido y protegido por toda la vida.

Comparte en: